La felicidad se palpa viajando

Estado de Puebla, Huaquechula

Inicio > Puebla > Busca Destino > Destinos en la Región de los Volcanes > Huaquechula

Huaquechula
La Cruz de piedra posada sobre el mundo, custodiada por el sol y la luna./ © D.T.H.

Del náhuatl Cuauhquechollan, de las raíces cuautli:águila; quecholli:plumaje rico y ian:locativo; por lo que significa «Junto a las hermosas y ricas plumas del águila»

Su tradicional celebración de «Dia de Muertos» se realiza del 28 de octubre al 2 de noviembre. En honor a sus difuntos, se alzan vistosos altares, conocidos como Altares Monumentales, decorados con un singular estilo y belleza, que las ha hecho famosas.

Durante los días 1 y 2 de noviembre, los dueños de la ofrenda preparan mole, tamales o chocolate de agua con pan de muerto para que los visitantes disfruten de estos platillos con ellos.

El principal atractivo de Huaquechula es el Ex convento Franciscano que data del S. XVI, el cual forma parte de un equinoccio solar, cuya luz atraviesa uno de los pasillos del mismo iluminándolo en su totalidad.

En el Zócalo se encuentran estatégicamente dispuestas huellas de las diferentes etapas que ha vivido el lugar: la piedra del Sol o calendario, la cabeza fragmentada de Quetzalcóatl y la lápida cuya fecha está inscrita en numeración prehispánica son ejemplo del esplendor precolombino.
La cruz de piedra posada sobre el mundo custodiado por el sol y la luna (ubicada frente al ex-convento), la fuente de cantera negra que da la bienvenida al visitante y los monumentos coloniales como la parroquia, el caserío y los portales son muestras vivientes de épocas posteriores.

Productos regionales
Entre sus artesanías se elaboran candelabros, sahumerios polícromos con relieves, además de comales; tienen textiles de lana especialmente telas para faldas, cerería y representativos e importantes trabajos en aluminio.
Destaca su producción de cacahuate y la preparación de algunos dulces como la palanqueta , alegrías de amaranto y jamoncillo.

Vías de acceso
Localizada a 54 km. de la cd. de Puebla, se accesa por la carretera federal 190, pasando la cd. de Atlixco rumbo a Izúcar de Matamoros, encontrará la desviación para llegar a Huaquechula.

Sitios de Interés y Atractivos
Ex Convento Franciscano
Estado de Puebla Ubicado en:
Región de los Volcanes Huaquechula
Acceso
$39.00
Ex Convento Franciscano de Huaquechula, muestra notable de arte gótico isabelino./ © Dir.Tur. H Su construcción comenzó en el S. XVI por iniciativa de Fray Juan de Alameda.
Este convento forma parte de un equinoccio solar, que con su luz atraviesa uno de los pasillos del mismo, iluminándolo en su totalidad. Esto sucede los días 10 y 21de marzo de cada año.
Se distingue por el tono marrón claro de su piedra y sus pesados contrafuertes. Su portada de estilo gótico isabelino se encuentra adornada con dos escudos franciscanos y sus respectivos ángeles, un escudo mariano y el relieve de San Martín Caballero patrono del pueblo.
En el interior se aprecian óleos de finales del S. XVII de Cristóbal de Villalpando y Luis Berruecos.
Fachada del Ex Convento Franciscano de Huaquechula/  © Dir.Tur. H Vista nocturna del Ex Convento Franciscano de Huaquechula
Altares Monumentales
Estado de Puebla Ubicado en:
Región de los Volcanes Huaquechula
Abierto de Horario
1 y 2 de noviembre 10:00 am a 10:00 pm
Altar Monumental de Huaquechula, un orgullo para la familia / © Carlos Acevedo Está justificada cada frase que intenta resumir la belleza cultural de México; cuando uno decide aventurarse a conocer las costumbres de los mexicanos en cada festividad, uno logra sorprenderse.

En esta ocasión me concentraré en hablar de la importancia que la gente de Huaquechula, Puebla, le da a su día de muertos.
Con el antecedente de la muy conocida tradición que ha hecho famoso al estado de Michoacán con la forma en que se esmeran en preparar sus flores, velas, fotos de sus difuntos, comida para ellos, cobijas para soportar el frío de la noche al pie de la tumba, es inevitable pensar que es algo semejante en Huaquechula. Sin embargo es muy distinta y bella también.

La celebración del día de muertos tiene que ver con los "Muertos Nuevos". Cuando una persona fallece, su familia le hará un altar en el día de muertos siguiente a su fecha de fallecimiento. Por ejemplo, si una persona falleció en diciembre de 2014, su familia comienza a reunir dinero para prepara su altar el día de muertos de 2015.

La tradición comienza desde que la persona fallece y concluye, por lo menos, una semana después de la celebración del día de muertos. Una segunda desgracia llega a la familia cuando su difunto concluye su vida en una fecha cercana al día uno de noviembre, lo que implica que tienen menos tiempo para los preparativos, así que algunos en estos casos deciden esperar al año siguiente para poner su altar.

Los altares de muerto de Huaquechula son una especialidad y no son baratos. Dependiendo la economía de la familia en duelo, así será el gasto. Hay artesanos especializados en este tipo de altar, unos con más estilo y calidad que otros; también son los más cotizados y, aunque el bolsillo apriete, todos tratarán de contratar al mejor. De la calidad del altar depende, en parte, que el alma del difunto esté en paz.

Además del altar, que oscila en los 60,000 pesos, la familia también se prepara para la comida que se ofrecerá a todos los que visiten la casa en luto para presenciar el altar que con tanto esfuerzo la familia construyó para su difunto. Normalmente se preparan para dar de comer a mil personas y cuando la comida se termina, ofrecen chocolate de agua y pan; chocolate que elaboran desde la compra del cacao, que lo traen de Oaxaca, lo tuestan, lo muelen con azúcar y canela, lo moldean en tabletas y luego lo preparan en agua. Dicho así suena fácil, pero quienes lo hacen se quejan de las quemaduras en sus manos al tener que maniobrar con el cacao caliente y recién molido, que es la mejor forma de manipularlo para moldearlo. Por esa razón, hay quienes mejor lo mandan hacer con chocolateros del rumbo.

La celebración es, en realidad, un duelo privado que se ha hecho público. Primero para la familia cercana y amigos, luego para el resto del pueblo y ahora para todos los que quieran presenciar una bella tradición, aunque no sean del pueblo. Cierto es que siguen siendo algo privado y los que visitamos los altares debemos estar conscientes que entramos a una casa en luto, que destinaron su sala, recamara, o lugar disponible para colocar el altar de su difunto. Se acostumbra que los visitantes lleven velas o veladoras de obsequio. Intente hablar con un miembro de la familia y pregúntele por el significado de su altar, estará orgulloso de platicarle todo lo que trataron de representar en él.

Son altares monumentales con muchos detalles y llenos de metáforas; son tan llamativos que uno puede pasar de largo sin darse cuenta que también hay altares modestos en las mismas casas. Éstos pueden ser ofrendas viejas o altares que la familia coloca para muertos nuevos sin familia o que fueron indigentes.

Ponga en su agenda el uno de noviembre para presenciar esta manifestación cultural tan singular que la gente de Huaquechula tiene para celebrar su día de muertos. El siguiente año los altares estarán en casas diferentes, recuerde que son elaborados para los Muertos Nuevos, por lo que al llegar a Huaquechula, acuda a la dirección de turismo del municipio, allí le proporcionarán un mapa con la ubicación de las casas con altar. Le recomendamos ampliamente que pida un guía que lo lleve y le explique la tradición, así no perderá detalles tan importantes como identificar a los "llorones", que todos confundimos con ángeles; o las versiones de su pan de muerto, distinto a la hojaldra de muerto o pan de muerto, más conocido; o la explicación de la foto del difunto reflejada en el espejo. Hay mucho simbolismo en cada altar que vale la pena develar.

Viaje por México, recuerde que la felicidad se palpa viajando.
Cada altar monumental de Huaquechula es visitado por miles de personas / © Carlos Acevedo Cada altar monumental de Huaquechula es un arte / © Carlos Acevedo Los altares monumentales de Huaquechula están llenos de simbolismo / © Carlos Acevedo Las familias se preparan para dar de comer a miles de visitanetes / © Carlos Acevedo Cada altar es diseñado recordando los gustos y costumbres del difunto  / © Carlos Acevedo

Regresar al principio de la lista arriba o bien a Buscar Destinos arriba